Nombran Embajadora de Buena Voluntad de la Unesco a Yalitza Aparicio
22
Tue, Oct
18 New Articles

Top Banner

 
 
 

Espectaculos
Typography

La directora general de la Unesco, Audrey Azoulay, entregó el nombramiento a la actriz mexicana en París.

La directora general de la Unesco, Audrey Azoulay, entregó el nombramiento a la actriz mexicana en París.

 

Yalitza Aparicio fue nombrada embajadora de buena voluntad de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), en un evento en París, sede del organismo.

El nombramiento le fue entregado por Audrey Azoulay, directora general de la Unesco, quien reconoció de esta manera actividades previas de la actriz en derechos humanos en general e indígenas en particular.

Aparicio, quien saltó a la fama por su actuación en la película Roma dirigida por Alfonso Cuarón, nació el 1 de diciembre de 1993 y se ha mostrado comprometida con la lucha contra el racismo y a favor de los derechos de las mujeres y los pueblos indígenas.

La oriunda de Tlaxiaco, en el sureño estado mexicano de Oaxaca, es la primera actriz de un grupo indígena del país latinoamericano en haber obtenido una nominación a un Premio Oscar, recordó la Unesco en una información oficial.

Forma parte ya del conjunto de rostros del Día Internacional de los Pueblos Indígenas 2019, y apoya la campaña de la ONU "¡Digamos no al racismo!".

También ha contribuido al trabajo de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos, además de que apoya a la educación infantil a través de impulsar la recolección de fondos para escuelas elementales de Tlaxiaco.

Como Embajadora de Buena Voluntad de la Unesco, participará en los esfuerzos de esta entidad para la integración de los pueblos indígenas así como el cumplimiento de sus derechos.

También en el cuidado de sus tradiciones, la incursión del conocimiento indígena en el manejo del medio ambiente, la preservación de la biodiversidad, la adaptación al cambio climático y el acceso igualitario a la educación para los pueblos indígenas.

Aparicio se sumó de esta manera a la serie de personalidades que ponen su notoriedad al servicio de la Unesco y sus campañas, en un compromiso a lo largo de los próximos dos años, destacó la organización.